Medio Oriente

facebook facebook twiter youtube alexa
Hemeroteca - Periodico Correo
Clima-Gto     Guanajuato
 Despejado  /  12° C
Clima-Leon     León
  Despejado  / 18° C  
Clima-Celaya     Celaya
  Despejado /  12° C
Clima-irapuato     Irapuato
  Despejado  /  18° C
Clima-Salamanca     Salamanca
  Despejado  /  18° C
Clima-SMASan Miguel de Allende
  Despejado  /  18° C
Inicio | Internacional | Medio Oriente |

Denuncia ONU crímenes de lesa humanidad en Siria

Se cometen crímenes de guerra y graves violaciones del derecho internacional humanitario consuetudinario, señal el organismo internacional

Se cometen crímenes de guerra y graves violaciones del derecho internacional humanitario consuetudinario, señal el organismo internacional. Foto: Especial

Tamaño de letra: Decrease font Enlarge font
/

 

GINEGRA, Suiza.- Un grupo de expertos independientes de Naciones Unidas sobre los derechos humanos, así como los relatores especiales de ejecuciones sumarias y tortura, denunciaron crímenes de lesa humanidad y sufrimiento extremo de civiles en Siria.

En un comunicado conjunto instaron este jueves a todas las partes en el conflicto sirio a “detener el uso de sufrimiento de los civiles como método de guerra".

"Los actos que se cometen constituyen crímenes contra la humanidad, realizados como un esfuerzo deliberado y sistemático para causar sufrimiento de los civiles", subrayaron los expertos en derechos humanos a la alimentación, salud, vivienda, agua y saneamiento.

"También constituyen crímenes de guerra y graves violaciones del derecho internacional humanitario consuetudinario, que obliga a todas las partes", señalaron los relatores en el comunicado conjunto.

"A medida que los informes se acumulan sobre bombardeos indiscriminados contra civiles, desapariciones forzadas y ejecuciones, otro horror de la guerra en Siria es cada vez más evidente: la privación de las necesidades básicas de la vida y la denegación de la ayuda humanitaria, como método de guerra", dijeron.

"Privar a las personas de su acceso a los alimentos y el agua, impedir su acceso a los servicios de salud, así como la destrucción arbitraria de sus viviendas, constituyen violaciones claras de los derechos humanos.

En particular, dijeron los expertos, violan sus derechos a la alimentación, al agua, al saneamiento, a la vivienda, a la salud, y a estar libre de tratos inhumanos, protegidos por los tratados internacionales de derechos humanos.

Señalaron que utilizar como blanco a las unidades médicas y personal médico, atacar a los civiles sometiéndolos a tratos inhumanos, obstaculizar la ayuda humanitaria, los ataques contra proveedores cruciales para la supervivencia de la población civil, y utilizar el hambre como método de guerra "está prohibido expresamente".

La ONU estima que 9.3 millones de personas están en necesidad urgente de asistencia humanitaria.

Alrededor de 6.5 millones de personas viven como desplazados internos en el país, después de haber huido de sus hogares quienes están en necesidad crítica de asistencia alimentaria sostenida.

Indicaron que "numerosos casos muestran que las fuerzas gubernamentales y partidarios del gobierno, así como los grupos armados de oposición están impidiendo la ayuda humanitaria a las poblaciones que sufren pobreza extrema”.

Ello incluye a niños, mujeres, personas mayores, personas con discapacidad, los enfermos crónicos, los civiles y personas fuera de combate que están ahora prisión, agregaron los expertos.

La situación es más crítica para el cuarto de millón de personas que viven en comunidades en estado de sitio, como Nubul y Al-Zahraa en Aleppo rural, Ghouta Este, Darayya y Moadamiyah en la zona rural de Damasco, la ciudad vieja, en Homs, y el campamento de Yarmuk en Damasco.

La ONU estima que más de 100 mil personas están atrapadas en Yarmouk y ahora "están en grave riesgo de morir de hambre", deploraron los expertos.

Asimismo, desde otras zonas sitiadas, surgen informes de problemas de desnutrición y de salud infantil crónicas, causadas por la falta de acceso a los nutrientes vitales y al agua potable.

"Además de obstruir el acceso humanitario (...) los ataques se han llevado a cabo para destruir cosechas, matar el ganado y cortar el suministro de agua, con el objetivo aparente de matar de hambre a las poblaciones que tienen como objetivo", condenaron los expertos.

"Al mismo tiempo, los barrios y viviendas enteras están siendo arrasadas, lo que agrava la situación de la vivienda extrema, causando nuevos desplazamientos", sostiene el comunicado.

"También queremos expresar nuestra alarma por los reiterados informes sobre la destrucción deliberada de los hospitales y las unidades sanitarias y de detenciones, malos tratos, torturas y asesinatos de los médicos, enfermeras, voluntarios médicos y conductores de ambulancias" , enfatizó.

"Estos actos son moralmente aborrecibles y presentan un gran obstáculo para la construcción de la paz", afirmaron los expertos.

"Estamos indignados por el extremo sufrimiento humano causado por el flagrante desprecio evidente de los derechos humanos y el derecho humanitario", valoraron.

"Instamos a todas las partes en el conflicto a garantizar la ayuda humanitaria inmediata a los grandes sectores de la población que experimentan privaciones extremas", señalaron.

"El uso de sufrimiento de los civiles como método de guerra debe parar", concluyeron.

En informes anteriores de la ONU se han denunciado crímenes contra la humanidad y crímenes de guerra cometidos en el contexto de la guerra civil en Siria que estalló en marzo de 2011.

Califica este artículo
0

Más de Medio Oriente

  • disqus
  • facebook